Ángela

10-4-2021

Desde mi guarida

¿Por qué vais a vacunar a vuestros hijos?
En una tabla del Ministerio de Sanidad podemos ver el número de defunciones producidos en España desde el año 1987 al año 2020, ambos inclusive, actualizada al día 22 de enero de 2021, y los datos que ofrecen son los siguientes (en este enlace se puede ver la tabla completa):
Año 2020 401.359 fallecidos

Año 2020        401.359 fallecidos

Año 2019        418.574

Año 2018        427.971

Año 2017        422.150

Año 2016        409.364

Año 2015        423.014

Lo llamativo de esta tabla es que el año 2020 no presenta más defunciones que los años anteriores, todo lo contrario, como podemos observar.

Por otra parte, en la información del MoMo aparece un gráfico con las defunciones del año 2020 en el que podemos apreciar que se produce una subida exagerada de defunciones a partir del 10 de marzo que llega a su máximo hacia el 10 de abril para descender por debajo de lo estimado el 10 de mayo. No se ha vuelto a producir un pico desde ese momento. Del 15 de octubre al 26 de noviembre se produce una ligera subida por encima de lo estimado, pero nada que ver con los meses de marzo y abril. El pico de mortandad se produce justamente cuando estamos confinados en casa. Estuvimos confinados desde el 15 de marzo al 21 de junio, cuando el 12 de mayo el número de defunciones estaba por debajo de la mortandad estimada. Nos tuvieron encerrados un mes y pico más cuando la mortandad había bajado incluso más de lo normal. En este enlace puedes ver el gráfico que lo demuestra

En este otro gráfico vemos la subida de los meses de marzo y abril de 2020 y como baja radicalmente en el mes de mayo.

Según los datos oficiales, el 31 de marzo de 2020 hubo en España 812 fallecidos por coronavirus; un año después, el 31de marzo de 2021 el número de fallecidos fue de 16 . En esta última semana la media es de 44 fallecidos al día. Con estos datos ¿se puede seguir hablando de pandemia? Sin pandemia, en el año 2019, por tomar un ejemplo, murieron 418.574, una media diaria de 1.146 fallecidos. Si en esta semana han muerto 44 de coronavirus, hay más de mil personas que han muerto por otras causas, aunque parezca que actualmente la gente sólo muere por Covid.

La mayoría de los fallecidos o enfermos graves por coronavirus son personas de más de 70 años, sobre todo de más de 80. Si se vacuna a la población comprendida entre estas edades, se supone que quedan inmunizados y no se pueden contagiar, porque si no ¿para qué la vacuna? Si quedan protegidos con la vacuna ¿por qué vacunar a los más jóvenes que no van a padecer ninguna enfermedad aunque se contagien? ¿O que como mucho pasarán la enfermedad como una gripe? No hay ningún motivo para que se vacunen los jóvenes ni los niños. Hace unos días leía una información en la que un laboratorio pedía niños entre 6 y 15 años para ensayar una vacuna, y pensé ¿habrá padres tan irresponsables como para poner en peligro la salud de sus hijos probando una vacuna que no tienen ni idea de los efectos primarios ni secundarios que pueden provocar? Puede ser, hay gente para todo.
Estamos asistiendo al disparate más grande de la historia. Nunca se ha vacunado al cien por cien de la población. Nunca se ha vacunado a los padres o los abuelos porque los niños tuvieran varicela, sarampión o cualquier enfermedad infantil, y la posibilidad de contagio existe para todos. De hecho, algunas personas han sufrido la varicela de adultos contagiados por sus hijos, pero no por eso se ha vacunado a toda la población de varicela. ¿Por qué hay que vacunar a los niños de Covid, cuando es una enfermedad que afecta a sus abuelos?
Eso sin entrar en el daño que pueden causar las distintas vacunas. Ya conocemos algunos efectos como los trombos que provoca la Astra Zeneca. (Por cierto, que la han cambiado de nombre, ahora se llama Vaxzevria, para que se nos olviden los daños que ha causado hasta ahora). Y eso que es la menos dañina. Pfizer y Moderna son vacunas de ARNm que, digan lo que digan los laboratorios, el Ministerio de Sanidad y los periodistas constantemente, no están probadas. Ninguno de ellos sabe lo que puede provocar a corto, medio y largo plazo en las personas vacunadas.
Ningún medicamento es inocuo. Recuerdo a una médico contándome lo beneficioso que era el Omeprazol, medicamento utilizado por millones de personas desde hace muchos años para tratar la acidez de estómago; no tenía ninguna contraindicación. Meses después sale publicado un estudio en el que se relacionó este medicamento con el cáncer de estómago Que los medicamentos tienen efectos secundarios lo sabemos todos, pero si una persona tiene problemas cardiacos, por ejemplo, tendrá que tomar medicamentos para tratar su enfermedad. Lo que no tiene sentido es tomarlos estando perfectamente sanos. Y mucho menos si son niños y jóvenes que no se pueden responsabilizar de las decisiones que otros toman por ellos.

 

 

Usted no tiene permisos para dejar comentarios, tiene que registrarse. Gracias.

Formulario de acceso

Introduce tus datos.

Si deseas publicar o hacer comentarios puedes registrarte.

Ensayo

Búsqueda

En línea

Hay 15 invitados y ningún miembro en línea