Ángela

1-5-2020

Noche de boda

Fernando Arrabal

(Melilla, 11 de agosto de 1932)

FernandoArrabal

… le dijo que él es sol y ella la luna,

que él es el cubo y ella la esfera,

que él es el oro y ella la plata.

De todo su cuerpo salían llamas

y de todos los poros del suyo lluvia.

Al abrazarse la llama de él se mezcló con su lluvia

y se formaron infinitos arcoíris.

Y fue entonces cuando ella le enseñó

que él es el fuego y ella el agua.

Luego se enlazaron desnudos

y pronto se separaron de la tierra

y volaron lentamente.

En la cabeza llevaban coronas de mercurio.

La brisa les llevó de un lado a otro

y en ocasiones giraban en torno a sí mismos,

siempre unidos,

vertiginosamente.

Pero las coronas no se caían.

Así recorrieron en unos instantes

regiones desconocidas,

sus muslos entre los suyos,

su mejilla sobre la suya

y las dos coronas tocándose.

Al terminar las últimas convulsiones,

de nuevo volvieron a la tierra.

Las coronas les habían penetrado

y el rocío resbalaba,

por los siglos de los siglos.

Credo quia confusum

Poesía reunida

Edición, preámbulo y selección Raúl Herrero

La rama dorada

Huerga y Fierro Editores

Usted no tiene permisos para dejar comentarios, tiene que registrarse. Gracias.

Formulario de acceso

Introduce tus datos.

Si deseas publicar o hacer comentarios puedes registrarte.

Poemas preferidos

Búsqueda

En línea

Hay 38 invitados y ningún miembro en línea